¿Cómo se convirtió ´Adi ibn Hatim al Islam?

'adi ibn hatim

‘Adi era el hijo del jefe de la tribu Tai´ que vivía en Najd, en la parte central de la Península Arábiga.

Llamar a Allah fue la misión de todos los Mensajeros y Profetas comenzando con Adán hasta el último Profeta Muhammad (la paz sea con todos) y sus seguidores, como dice Allah el Todopoderoso en el Corán:

Di: Este mi camino. Llamo a (la adoración) de Allah basado en una clara visión, tanto yo como los que me siguen. Y ¡Gloria a Allah! Yo no soy de los que asocian. (Yusuf 12: 108)

Su misión era llevar a la gente de la oscuridad de la incredulidad a la luz del Islam, desde adorar ídolos hasta la adoración de Allah, y desde el Infierno hasta el Paraíso. El Profeta (la paz sea con él) llamaba a la gente con sabiduría y hermosa predicación, basado en la guía coránica, tal como Allah Todopoderoso dice:

Llama al camino de tu Señor por medio de la Sabiduría, la buena exhortación y convenciéndolos de la mejor manera […] (An-Nahl 16: 125)

A continuación, discutiremos brevemente la historia de la conversión de ´Adi ibn Hatim At-Ta´i, quien fuera una de las figuras más importantes del cristianismo durante el período que precedió al Islam:

´Adi era el hijo de Hatim, el jefe de la tribu Tai´, que vivía en la provincia de Najd en la parte central de la Península Arábiga. Tras la muerte de Hatim, su hijo ´Adi fue coronado como gobernante. Cuando Muhammad (la paz sea con él) comenzó a llamar a la gente al Islam, ´Adi sintió su gobierno amenazado. Por lo tanto, comenzó a oponerse a Muhammad y a actuar en contra de los intereses del Islam. ´Adi y su tribu eran cristianos. Cuando las conquistas islámicas se acercaron a los límites de su tribu, ´Adi decidió huir a Siria, bajo el dominio de un rey cristiano. Debido a su prisa por dejar a su gente, no pudo llevar a su amada hermana en su caravana que se dirigía a Siria.

Se narró que, cuando ´Adi supo sobre la misión del Profeta, se mudó a Siria. Su hermana y un grupo de su tribu fueron tomados como prisioneros. Más tarde, el Profeta (la paz sea con él) la liberó y ella regresó con su hermano (´Adi) y le preguntó sobre la conversión al Islam. ´Adi llegó a la cabeza de un grupo de su tribu para encontrarse con el Profeta (la paz sea con él) en Medina. “El padre de Adi era conocido por su generosidad, por lo que la gente de Medina estaba complacida con su visita al Profeta. ´Adi fue al Profeta con una cruz de plata alrededor del cuello mientras el Profeta recitaba:

Han tomado a sus doctores y sacerdotes como señores en vez de Allah […] (At-Tawbah 9:31)

‘Adi dijo que no los adoraban, pero el Profeta respondió: «”Cierto, pero ellos prohibieron a la gente lo que era legal y les permitieron lo que era ilegal, y la gente los obedeció. Esto fue de hecho su adoración de ellos”. Entonces el Profeta dijo: “Oh, ‘Adi, ¿qué dices? ¿Qué hay de malo en declarar que Allah es el Más Grande? ¿Conoces a otro Dios que no sea Allah? Entonces, el Profeta lo invitó a abrazar el Islam y ‘Adi aceptó. ‘Adi dijo: “Lo vi (al Profeta) con una cara alegre que decía: “De hecho, los judíos han evocado la ira de Allah, mientras que los cristianos están extraviados”». (At-Tirmidhi y Ahmad)

Imam Ahmad también narró bajo la autoridad de ‘Adi, «Llegué a la casa del Profeta (la paz sea con él) y él dijo: ‘¡Oh ‘Adi, acepta el Islam y estarás a salvo!’ Respondí: “Yo ya tengo una religión”. El Profeta dijo: “Sé más sobre tu religión que tú”. Le dije: “¿Sabes más acerca de mi religión que yo?”. El Profeta dijo: “Sí, ¿no eres de la Rukusiyyah ( una subsecta entre del cristianismo y los sabeos)? Y cuando vas a la guerra, ¿no compartes la cuarta parte de los botines de tu pueblo?” Dije: “Si”. El Profeta (la paz sea con él) dijo: “Sé lo que te impide aceptar el Islam. Piensas que las únicas personas que siguen esta religión son los oprimidos que no tienen fuerza: los árabes los han descartado. O ´Adi! ¿Has oído hablar de Al-Hira (una ciudad en Irak)?’ Le dije: ‘No la he visto, pero he oído hablar de ella. Después de eso, el Profeta (la paz sea con él) dijo: “Lo juro por Aquel que tiene mi alma en su mano, Allah completará este asunto, hasta que una mujer viaje desde Al-Hira para hacer una circunvalación alrededor de la Ka´bah, sin temerle a nadie, y los tesoros de Kisra ibn Hurmuz serán confiscados”. Dije: “¿Los tesoros de Kisra ibn Hurmuz?”. El Profeta dijo: “Sí, Kisra ibn Hurmuz, y el dinero se gastará hasta que ninguno lo acepte”. (Ahmad)

_______________________________________________________________

Traducido y adaptado de Manhaj Ar-Rasul Fi Da´wat Ahl Al-Kitab de Sheij Muhammad Ash-Shanqiti.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.