Los seguidores de Jesús desde un punto de vista islámico

Hombre rezando a Jesús

La gente que siguió a Jesús como profeta de Allah hasta la llegada del Islam se consideran verdaderos creyentes en Allah

De hecho, los judíos y los musulmanes, como adherentes a religiones divinas, ven a los seguidores de Jesús de otra manera. Esta forma de verlos se puede atribuir al hecho de que los judíos no creen que el cristianismo sea una religión divina. Los musulmanes, sin embargo, creen que sí es una fe divina, a pesar de que, según ellos, está distorsionada, retorcida, descarrilada y por último abrogada por el Islam.

Los judíos creen que después de la muerte de Jesús, sus seguidores –en aquel entonces una pequeña secta de antiguos judíos conocidos como nazarenos– proclamaron que era el Mesías profetizado en los textos judíos y que pronto volvería para completar los actos requeridos del Mesías. La mayoría de los judíos de entonces rechazaron esta creencia y el judaísmo como conjunto sigue rechazándolo hoy día. Con el tiempo, Jesús se convirtió en el punto central de un pequeño movimiento religioso judío que evolucionaría a la fe cristiana.

Por otro lado, los musulmanes creen que Jesús era el Mesías profetizado en los textos judíos. Y creen que la gente que le siguió como un profeta de Allah hasta la llegada del Islam son verdaderos creyentes en Allah. Sin embargo, aquellos que le siguieron como Dios o como el Hijo de Dios son considerados incrédulos. Igualmente, que el mensaje de Jesús fue abrogado por el Islam. El Islam mantuvo el credo común del monoteísmo y reemplazó las leyes judías ya parcialmente enmendadas por Jesús por las leyes mucho menos severas de la Shari’a del Islam. Un verdadero creyente de acuerdo al Islam es aquel que cree en Islam como una extensión de las fes divinas anteriores, y en la creencia de la religión que concuerda con las fes divinas que la precedieron. Esto es porque Islam implica creer en los mensajes de todos los profetas y mensajeros de Allah del pasado, especialmente Moisés y Jesús.

De acuerdo a esto, todos los que se denominan cristianos desde la llegada de Islam hasta fecha de hoy tienen la obligación de practicar Islam para que se les considere verdaderos creyentes. Si se niegan a hacerlo, se les considera esos incrédulos que siguen una fe pasada de fecha con un credo distorsionado y una ley rescindida.

Allah dice en el Corán:

¿Acaso desearéis algo distinto a la religión aceptada por Allah, cuando a Él se han sometido todos los que están en los cielos y en la tierra, de grado o a la fuerza, y a Él tienen que volver?

Di: Creemos en Allah y en lo que se ha hecho descender para nosotros y en lo que se hizo descender sobre Abraham, Ismael, Isaac, Jacob, y las Tribus, así como lo que fue dado a Moisés , a Jesús y a los profetas procedente de su Señor. No hacemos distinciones entre ninguno de ellos y a Él estamos sometidos.

Y quien desee otra practica de Adoración [religión] que no sea el Islam, no le será aceptada y en la última vida será de los perdedores. (Aal Imran 3:83-85)

Vemos que a los seguidores de Jesús se les promete a menudo una recompensa doble si practican Islam por creer en los mensajes de Jesús y Muhammad. Allah dice en el Corán:

¡Gente del Libro! No saquéis las cosas de quicio en vuestra religión ni digáis sobre Allah nada que no sea verdad.

El Mesías, hijo de María, no es sino el mensajero de Allah, Su palabra depositada en María y un espíritu procedente de Él. Creed, pues, en Allah y Sus mensajeros […] En cuanto a los que creen y practican las acciones de bien, se les pagará debidamente su recompensa y Él les incrementará de Su favor. (An-Nisa 4:171-173)

También dice:

Luego, a continuación de ellos, hicimos que vinieran Nuestros mensajeros e hicimos venir a Jesús, el hijo de María, al que dimos el Evangelio. Y pusimos en los corazones de los que le siguieron piedad, misericordia y el monacato, novedad que ellos instituyeron sin que se lo hubiésemos prescrito, buscando únicamente el beneplácito de Allah. Pero no lo cumplieron como debía ser cumplido. A los que de ellos creyeron les daremos su recompensa, pero son muchos los perdidos.

¡Vosotros que creéis! Temed a Allah y creed en Su mensajero y os dará de Su misericordia doblemente, os conferirá una luz con la que caminaréis y os perdonará. Allah es Perdonador, Compasivo. (Al-Hadid 57:27-28)

Más adelante dice:

Los que recibieron el Libro antes, creen en él.

Y cuando se les lee, dicen: Creemos en él, es la verdad que procede de nuestro Señor; realmente ya éramos musulmanes.

Esos recibirán su recompensa dos veces por haber sido pacientes, por haber rechazado el mal con bien y haber gastado de la provisión que les dábamos. (Al-Qasas 28:52-54)

El compañero Abu Musa Al-Ash’ary relató que el profeta Muhammad dijo: “Habrá tres personas a las que se les dará su recompensa dos veces: un hombre de entre la gente del Libro que creyó en su profeta y luego creyó en mí; un esclavo que cumple con su deber para con Allah y para con su amo; y un hombre que tiene una esclava y la educa y le enseña buenas maneras, luego la libera y se casa con ella.” (Recogido por Bujari y Muslim)

Abu Umamah dijo: “En el día de la conquista de Meca, yo estaba andando junto al Mensajero de Allah (Muhammad) mientras el montaba, y dijo unas palabras muy hermosas, incluidas estas: ‘Quien quiera que se haga musulmán de la Gente del Libro, recibirá su recompensa dos veces, y tendrá los mismos derechos y obligaciones que nosotros. Quien quiera que se haga musulmán de entre los idólatras tendrá una recompensa, y tendrá los mismos derechos y obligaciones que nosotros.’” (Recopilado por Imam Ahmad)

En varios pasajes, el Corán elogia a la Gente del Libro que son verdaderos creyentes. Allah dice:

Aquellos a quienes dimos el Libro y lo leen como debe ser leído, creen en él; pero los que lo niegan, esos son los perdidos. (Al-Baqara 2:121)

También dice:

Entre la Gente del Libro hay quien cree en Allah, así como en lo que se os ha hecho descender y en lo que se les hizo descender a ellos, so humildes ante Allah y no venden los signos de Allah a bajo precio. Esos tendrán la recompensa que les corresponda ante su Señor; ciertamente Allah es rápido en la cuenta. (Aal Imran 3:199)

Más adelante dice:

Di: Creed en él o no creáis, es cierto que los que recibieron el conocimiento antes de él, cuando se les recita, caen postrados de bruces, y dicen: ¡Gloria a mi Señor! Verdaderamente la promesa de nuestro Señor se ha cumplido. (Al-Israa 17:107)

También dice:

Y del mismo modo te hemos hecho descender el Libro. Y aquellos a los que les habíamos dado el Libro creen en él y algunos de estos también creen en él. Y nadie rechaza nuestros signos excepto los incrédulos. (Al-Ankabut 29:47)

También leemos los siguientes versos en el Corán:

Y seguro que encontrarás que la gente con enemistad más fuerte hacia los que creen son los judíos y los que asocian; mientras que encontrarás que los que están más próximos en afecto a los que creen, son los que dicen: Somos cristianos.

Eso es porque entre ellos hay sacerdotes y monjes y no son soberbios.

Cuando oyen lo que se le ha hecho descender al Mensajero, ves sus ojos inundados de lágrimas por la verdad que reconocen y dicen: ¡Señor nuestro! Creemos, escribe nuestros nombres con los que dan testimonio.

¿Por qué no íbamos a creer en Allah y en la verdad que nos ha llegado si ansiamos que nuestro Señor nos haga entrar en la compañía de los justos?

Allah los recompensará por lo que dicen con jardines por cuyo suelo corren los ríos, donde serán inmortales. Esa es la recompensa de los bienhechores. (Al-Maida 5:82-85)

Incluso en los pasajes donde Allah desprestigia a los cristianos, vemos que hasta esos pasajes no están exentos de promesa de recompensar a los verdaderos creyentes en el mensaje de Jesús.

Allah dice:

Luego, a continuación de ellos, hicimos que vinieran Nuestros mensajeros e hicimos venir a Jesús, el hijo de María, al que dimos el Evangelio. Y pusimos en los corazones de los que le siguieron piedad, misericordia y el monacato, novedad que ellos instituyeron sin que se lo hubiésemos prescrito, buscando únicamente el beneplácito de Allah. Pero no lo cumplieron como debía ser cumplido. A los que de ellos creyeron les daremos su recompensa, pero son muchos los perdidos. (Al-Hadid 57:27)

También dice:

Cuando dijo Allah: ¡Jesús! Voy a llevarte y a elevarte hacia Mí y voy a poner tu pureza a salvo de los que no creen.

Hasta el día del Levantamiento consideraré a los que te hayan seguido por encima de los que se hayan negado a creer, luego volveréis a Mí y juzgaré entre vosotros sobre aquello en lo que discrepabais.

Y a los que no creen, los castigaré con un severo castigo en esta vida y en la Última. No tendrán quien les auxilie.

Pero a quienes creen y practican las acciones de bien, los recompensaremos cumplidamente. Allah no ama a los injustos. (Aal Imran 3:55-57)

Más adelante dice:

Y cuando vino Jesús con las pruebas claras, dijo: He venido a vosotros con la sabiduría y a haceros claro parte de aquello en lo que no estáis de acuerdo; así que temed a Allah y obedecedme.

Allah es mi señor y el vuestro. Adoradlo; esto es un camino recto.

Pero las distintas facciones que había entre ellos discreparon. ¡Ay de aquellos que fueron injustos por el castigo de un día doloroso.

[…]

¡Oh siervos Míos! Hoy no tendréis nada que temer ni os entristeceréis.

Los que creyeron en Nuestros signos y fueron musulmanes. (Az-Zujruf 43:63-69)

Aparte, Allah también dice:

Y quien desee otra práctica de adoración que no sea Islam, no le será aceptada y en la Última Vida será de los perdedores.

¿Cómo guiará Allah a unos que después de haber creído y haber atestiguado la verdad del Mensajero y después de haberles llegado las pruebas claras, han renegado?

Allah no guía a las gentes injustas.

La recompensa de estos será que la maldición de Allah, la de los ángeles y la de todos los hombres, caerá sobre ellos.

Inmortales en ello, no se les aliviará el castigo ni se les aplazará.

Salvo aquellos que se vuelvan atrás arrepentidos y se corrijan, pues es verdad que Allah es Perdonador, Compasivo. (Aal Imran 3:85-89)

Es notable que en el Corán, Allah promete repetidamente a los creyentes verdaderos en Jesús apoyo y victoria:

Allah dice:

¡Vosotros que creéis! Sed auxiliares de Allah; tal y como dijo Jesús, el hijo de María, a los discípulos: ¿Quién me ayudará en favor de Allah? Y dijeron los discípulos: Nosotros somos los auxiliadores de Allah. Hubo una parte de los hijos de Israel que creyó, pero otros descreyeron. Dimos apoyo a los que habían creído contra sus enemigos y fueron los vencedores. (As-Saff 61:14)

También dice:

Cuando dijo Allah: ¡Jesús! Voy a llevarte y a elevarte hacia Mí y voy a poner tu pureza a salvo de los que no creen.

Hasta el día del Levantamiento consideraré a los que te hayan seguido por encima de los que se hayan negado a creer, luego volveréis a Mí y juzgaré entre vosotros sobre aquello en lo que discrepabais. (Aal Imran 3:55)

La mayoría de los exégetas musulmanes dicen, comentando los versos citados, que los creyentes aquí mencionados son los verdaderos creyentes en Jesús, concretamente la gente que cree en el verdadero mensaje monoteísta de Jesús, mayormente musulmanes.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.