Los padres en el Islam

Coronavirus: una perspectiva islámica

Por: Redacción

coronavirus

Ante la pandemia de coronavirus es necesario recordar que en el Corán y la Sunna podemos encontrar guía para todas las situaciones.

Ante la actual ya declarada pandemia de coronavirus que está afectando a casi todo el mundo, es necesario recordar que en el Corán y la Sunna podemos encontrar guía para todas las situaciones.
Allah nos ha bendecido con una religión que es completa y perfecta para todos los tiempos y lugares. Allah nos dice en el Corán:

“Hoy os he completado vuestra Práctica de Adoración, he culminado Mi bendición sobre vosotros y os he aceptado complacido el Islam como Práctica de Adoración”. (Corán, 5:3)

Cualquiera que sea el problema o dificultad a la que se enfrenta un musulmán, este se vuelve a Allah y a Su Mensajero en busca de orientación; no pasa nada en la vida de un musulmán, excepto que su religión tiene una solución para él.
El coronavirus está en boca de todos, se ha extendiendo a muchos países afectando la vida de muchas personas y causando la muerte a otras.

Hay una serie de pensamientos que deberían cruzar la mente de un musulmán cuando escucha algo como esto. Estos son algunos puntos que una persona debe recordar e interiorizar cuando ve o escucha de tales incidentes:

Pruebas y tribulaciones

Las pruebas y las tribulaciones son parte de la vida, esto es algo de lo que Allah nos informa y nos advierte para que cuando estemos afligidos, recordemos que, en última instancia, es Allah quien controla nuestros asuntos. Es Él quien proporcionará ayuda y Su conocimiento de nuestros asuntos supera nuestro intelecto restringido. Como dice en el Corán:

“¿O acaso contáis con entrar en el Jardín sin que os suceda algo similar a lo que les sucedió a vuestros antepasados? La desgracia y el daño les golpearon y ellos se estremecieron hasta el punto de que el mensajero y quienes con él creían llegaron a decir: ¿Cuándo vendrá el auxilio de Allah? ¿Pero acaso el auxilio de Allah no está cercano?” (Corán, 2:214)

Allah nos envía pruebas, el coronavirus y otras, para ver cómo reaccionaremos y cómo nos comportamos. ¿Cómo vamos a responder? Cuando escuches la noticia de que tu viaje a Umrah se ha cancelado debido a este virus, ¿cómo responderás? Cuando escuches que tus vuelos han sido cancelados, tus seres queridos han enfermado, ¿cómo responderás?
Allah dice en el Corán:

“Y tened por cierto que os pondremos a prueba con temor, hambre, pérdida de riqueza, personas y frutos. Pero anuncia buenas nuevas a los pacientes”. (Corán, 2:155)

Entonces, ¿cómo respondemos a una calamidad? Allah nos dice inmediatamente después de la āyah anterior:

“Aquéllos que cuando les ocurre alguna desgracia dicen: «De Allah somos y a Él hemos de volver»”. (Corán, 2:156)

Un musulmán es paciente ante las pruebas; sabe que Allah nunca lo abandonará, ni Allah lo cargará con una prueba que es más de lo que puede soportar.

Esto no es algo nuevo

Las enfermedades y los virus como el coronavirus no son algo nuevo, ni el hecho de que las personas padezcan enfermedades.
Los compañeros una vez le preguntaron al Profeta (la paz sea con él):
“Oh Mensajero de Allah, ¿quién de entre la gente fue la más probada? El Profeta (la paz sea con él) respondió y dijo: los Profetas, luego los siguientes mejores y luego los siguientes mejores».

Vemos al gran Profeta de Allah, Ayyūb (la paz sea con él), que fue probado con una gran enfermedad. Su historia es sinónimo de paciencia. Lo perdió todo; su familia, riqueza y salud. Algunas narraciones dicen que estuvo postrado en cama durante 18 años, probado con una gran enfermedad, pero vemos que no perdió la esperanza en Allah y se volvió hacia él en esta gran prueba.
Allah nos cuenta su historia en el Corán:

“Y Ayyub cuando imploró a su Señor: El mal me ha tocado pero Tú eres el más Misericordioso de los misericordiosos. Y le respondimos apartando de él el mal que tenía. Y le devolvimos a su familia dándole además otro tanto, como misericordia de Nuestra parte y recuerdo para los adoradores”. (Corán 21:83-84)

La historia del profeta Ayyūb (la paz sea con él) está llena de lecciones para que reflexionemos. La virtud de la paciencia se nos muestra en el Profeta Ayyūb (ʿalayhi al-Salām) a través de algunas de las situaciones más graves que uno puede encontrar en la vida.

Qadr

Es muy importante que un musulmán entienda el concepto del decreto y la predestinación. Cuando ocurren incidentes como el coronavirus, un musulmán debe saber que esto es lo que Allah había decretado 50,000 años antes de la creación del universo. El Profeta (la paz sea con él) explicó:
«Allah había escrito las medidas ordenadas (y las debidas proporciones) de la creación, cincuenta mil años antes de la creación de los cielos y la tierra…» (Muslim)

Todo lo bueno y lo malo viene de Allah, como se menciona en el Hadiz de Jabir: ‘Ningún esclavo de Allah realmente creerá hasta que crea en al-Qadr; lo bueno y lo malo viene Allah, y hasta que sepa que lo que le ha sucedido no podía escaparlo y lo que no le ha sucedido no podía pasarle». (Al-Tirmidhi)

Allah nunca nos hará daño ni quiere que el mal nos sobrevenga. Podemos pensar que algo es malo para nosotros debido a nuestra visión restringida de la vida, pero siempre hay algo bueno en una situación. Allah nos dice que tal vez odiemos algo, pero de hecho es bueno para nosotros, y tal vez amemos algo cuando en realidad es malo para nosotros, ¡pero Allah sabe mientras tú no sabes!
Un creyente tiene dos posiciones cuando se trata del destino: una es antes de que ocurra la situación y otra es después. Ante la situación, busca la ayuda de Allah, le hace Dua y confía en él; le pide a Allah que surja algo bueno de ella
Después de la situación, si el resultado fue positivo y bueno, la persona agradece a Allah. Si el evento tuvo un resultado negativo, la persona es paciente porque sabe que Allah nunca lo abandonará, incluso si parece que el resultado es negativo, porque de hecho Allah es el mejor de los planificadores.

Tomar las precauciones necesarias

Un musulmán no debe reaccionar exageradamente; al mismo tiempo, no debe ser ajeno a una situación y no hacer nada.
Tomar las medidas necesarias y luego confiar en Allah es algo que se enfatiza en el Islam.
“Un día, el Profeta Muhammad (la paz sea con él), notó que un beduino dejaba su camello sin atarlo. Le preguntó al beduino: «¿Por qué no atas a tu camello?» El beduino respondió: «Confio en Allah». El Profeta dijo: «Ata primero a tu camello, luego confía en Allah» (Al- Tirmidhi)

También encontramos en el incidente de Umar (que Allah esté complacido con él) que se deben de tomar las precauciones necesarias cuando se conoce un daño o peligro potencial que podría afectarnos.

Umar ibn al-Jattab viajaba con un grupo de compañeros durante su reinado. Se acercaron a un pueblo en el que se decía que había una enfermedad contagiosa/infecciosa. Umar preguntó a su grupo si debían proceder o regresar (a Medina). La mayoría de los compañeros dijeron que deberían regresar, pero algunos dijeron que deberían proceder. Entonces, un compañero dijo que conocía un hadiz donde el Profeta (la paz sea con él) dijo: «Si escuchas que esta enfermedad (peste) existe en un país, no viajes a ese país». Entonces Umar decidió que deberían regresar. Otro compañero le preguntó si estaba huyendo del Qadr. Umar respondió que se estaban alejando de un Qadr a otro Qadr.

Pautas prácticas para combatir la propagación del coronavirus

Siempre que haya un problema, un desafío o cualquier dificultad que podamos eliminar, superar, resolver o minimizar, debemos hacerlo.
Muchas de las pautas de salud dadas para combatir este pandemia son, de hecho, prácticas normales para los musulmanes, algunas de las cuales son las siguientes:

1. Lavarse las manos: esto es parte de la ablución, el ritual diario de pureza de un musulmán.
2. Limpieza general
El Profeta (la paz sea con él) dijo:
«La limpieza es parte de la creencia». (Muslim)
Mantener nuestro entorno ordenado y limpio es algo que debe cumplirse en estas situaciones.
3. Cubrirse la boca al estornudar.
El Profeta se tapaba la boca cuando estornudaba. Esta etiqueta básica puede ser importante para detener la propagación de virus.
«Cada vez que el Mensajero de Allah (la paz sea con él) estornudaba, se tapaba la boca con la mano o un trozo de tela». (Abu Dawud y Al-Tirmidhi)
4. Cuarentena en tiempos de virus que pueden propagarse.

El Profeta dio instrucciones sobre qué hacer si hay un brote. Abd al-Rahmān ibn ‘Awf dijo:
«Escuché al Mensajero de Allah (la paz sea con él) decir: «Si escuchas que (la plaga) está en una tierra, no vayas allí, y si está en una tierra donde estás, no te vayas huyendo de ella». (Al-Bujari y Muslim)

El Profeta (la paz sea con él) también nos enseñó cómo protegernos manteniendo nuestros adhkar de la Sunnah. Una de esos Duas que nos enseñó fue:
«En el nombre de Allah con cuyo nombre nada puede dañar en la tierra o en el cielo, y Él es el que todo lo oye, todo lo sabe» (Abu Dawud, Al-Tirmidhi e Ibn Mayah)

Ser positivo y tener una perspectiva optimista.

Siempre hemos de tener una perspectiva positiva, independientemente de la situación en la que nos encontremos, esto es lo que nuestro Profeta Muhammad (la paz sea con él) nos enseñó, cuando nos dijo
El asunto del creyente es asombroso, en realidad todo lo que le sucede es bueno y esto no es para nadie excepto el creyente. Si le sucede algo bueno, está agradecido y eso es bueno para él. Si le sucede algo malo, es paciente y eso es bueno para él». (Muslim)
También dijo:
«No hay presagios, pero lo mejor es el optimismo» (Al-Bujari y Muslim)

Si nos fijamos, a lo largo de la Sirah, encontramos muchos ejemplos de que el Profeta (la paz sea con él) era optimista, aunque se encontrase en una situación grave.
Tampoco debemos culpar a otros ni ridiculizarlos porque son de un determinado país o provienen de una parte del mundo que ha sido afectada por el coronavirus. Desafortunadamente, hemos visto ataques físicos contra personas, comentarios racistas y personas que hacen una broma y se burlan de la situación en la que se encuentran.

Conclusión

El coronavirus es un recordatorio para todos nosotros de nuestro estado de debilidad. Independientemente de nuestra posición social y nuestra posición financiera, estamos indefensos. Allah dice:

“El hombre fue creado débil”. (Corán 4:28)

Situaciones como esta nos recuerdan volver a Allah. Allah controla todo y Él es el que puede aliviarnos de nuestras dificultades, debemos volvernos a Allah y buscar refugio en Él y pedirle protección.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Loading...

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.