Los padres en el Islam

LAS TRANSACCIONES COMERCIALES SEGÚN EL ISLAM – Parte 4

4 / 4

En esta serie de artículos se ha presentado un estudio sobre las transacciones económicas según el Islam.

negocios islam transacciones

El Islam pone énfasis en la justicia absoluta y el juego limpio en los negocios.

Redacción:

En esta serie de artículos se ha presentado un estudio sobre las transacciones económicas y los tratos comerciales, bajo el ojo de la Shari’ah del Islam. Se han estudiado y expuesto los varios tipos de negocios que son lícitos según el Islam, así como las clases de contratos válidos.
Se ha mirado también el tema de la esencia y el fundamento de las transacciones financieras entre humanos, que debe ser una de honestidad y buena intención. Con esa base es difícil que haya conflictos y engaños en los negocios. No obstante, el Islam pone claros límites y parámetros para que ese principio no se pierda.

Aquí, para concluir con esta serie, se presenta una breve relación de las transacciones de venta prohibidas por el Islam. Si se reflexiona sobre estas formas de transacción descritas en artículos anteriores y descritas con mayor detalle en “Kitab al-Buyu“, se puede llegar a las siguientes conclusiones:

1. El Islam pone énfasis en la justicia absoluta y el juego limpio en los negocios.
2. Según el Islam, una persona que sacrifica su fe y pierde con ello la complacencia de su Señor para obtener una ganancia monetaria no ha hecho un buen negocio. Un musulmán no debe caer en un trato tan malo. Un comerciante musulmán no es un adorador de la riqueza, con un amor excesivo por el dinero. Sino que valora la fe, la virtud y la justicia, sobre todo.
3. El Islam no cree en la opinión de que todo es justo en los negocios y que todo tipo de inteligencia y engaño se justifica en las transacciones comerciales. El Islam considera los negocios o el comercio como una actividad económica que debe llevarse a cabo en un espíritu de humanidad, bondad y justicia. No aprueba la competencia feroz. De hecho, el concepto mismo no es islámico.
4. El Islam espera que el comprador y el vendedor se vean mutuamente como hermanos musulmanes o seres humanos, cada uno tratando de hacer todo lo posible para ayudar y servir al otro. Si el vendedor cobra de más al comprador, él, en lugar de sentirse orgulloso de su inteligencia al hacerlo, debería compensarlo de alguna manera por el pago excesivo recibido.
5. Todas las ofertas cerradas sin dar al comprador una oportunidad justa de examinar las cosas están prohibidas porque esto equivale a negarle un derecho que le corresponde.
6. Las transacciones forzosas o transacciones en las que el comprador se aprovecha del vendedor de manera indebida, o se aprovecha de su desesperación o miseria, están también desaconsejadas.
7. El Islam prohibe el tráfico de vino, cerdos, cadáveres de animales y otros bienes cuyo uso ha sido declarado Haram (ilegal o ilícito).
8. También prohibe el comercio de cosas que tienen una influencia degradante o corruptora en la sociedad musulmana.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Loading...

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.