Comparación

Dios (Allah) es quien se asienta en el Trono

dios en el trono

Puesto que Jesús no se sienta en el trono, sino que está más bien sentado a la derecha del trono, no puede ser Dios

Uno de los nombres y atributos de Dios es “Quien se asiente en el Trono “. Tanto el Corán como la Biblia están de acuerdo en el hecho de que Dios tiene un trono y que Él se sienta en élde la manera que merece Su grandeza y que solo es conocida por Él.

Quien se sienta en el Trono en Islam

El Corán a menudo confirma que Dios (llamado “Allah” en árabe) tiene un trono y que Él se asienta en él. Por ejemplo, leemos:

Realmente vuestro Señor es Allah, Quien creó los cielos y la tierra en seis días, luego se asentó en el Trono. La noche cubre al día que le sigue rápidamente y el sol, la luna y las estrellas están, por Su mandato, sometidas. ¿Acaso no Le pertenecen el Mandato y la creación? Bendito sea Allah, el Señor de los mundos. (Al-A`raf 7:54)

También leemos:

Allah es Quien elevó los cielos sin soporte que pudierais ver y luego se asentó en el Trono. Y sometió al sol y a la luna, que discurren hasta un plazo fijado. Dispone el Mandato. Aclara con precisión los signos (aleyas) para que así podáis tener certeza del encuentro con vuestro Señor. (Ar-Ra’d 13: 2)

Quien se asienta en el Trono en cristianismo

La Biblia, especialmente el Nuevo Testamento, indica con frecuencia que Dios tiene un trono y que Él se sienta en él. Por ejemplo, leemos: y el que jura por el cielo, jura por el trono de Dios, y por aquel que está sentado en él. (Mateo 23:22).

Aunque Jesús es tomado como Dios en el cristianismo, la Biblia nos dice que Jesús no se sienta en el trono mismo, sino que está sentado a la derecha de Dios. Por ejemplo, leemos: Jesús le dijo: Tú lo has dicho; y además os digo, que desde ahora veréis al Hijo del Hombre sentado a la diestra del poder de Dios, y viniendo en las nubes del cielo“. (Mateo 26:64).

También leemos: “Y el Señor, después que les habló, fue recibido arriba en el cielo, y se sentó a la diestra de Dios. (Marcos 16:19)

Leemos, además: Ahora bien, el punto principal de lo que venimos diciendo es que tenemos tal sumo sacerdote, el cual se sentó a la diestra del trono de la Majestad en los cielos. (Hebreos 8: 1).

Puesto que Jesús no se sienta en el trono, sino que está sentado a su derecha, no puede ser Dios, porque Dios se sienta en el mismo.

_____________________________________________

Referencias:

1- El Corán Glorioso (Sahih International Translation)

2- La Santa Biblia (Visita biblegateway.com)

Related Post